Últimas noticias
recent
-->

¿POR QUÉ XBOX ONE X ES LA MEJOR CONSOLA ACTUAL?

Añade este post a una revista de Flipboard

Xbox One X - La mejor consola

Analizamos la última consola de Microsoft Xbox One X.


La respuesta a PlayStation 4 Pro por parte de Microsoft nos trae una consola que por fin, no solo puede enfrentarse cara a cara con Sony, si no que en el aspecto técnico la supera con creces. Xbox One X es una iteración de Xbox One, cuyas características principales son un gran aumento en potencia y reducción en tamaño manteniendo un nivel de sonoridad muy bajo. Su punto de venta principal es la capacidad de correr juegos a resolución 4K nativa (3840x2160p) y lo vemos reflejado en que las campañas de marketing hablan constantemente de esto hasta el punto de haber añadido una cinemática nueva al arranque de la consola mostrando un chip con un logotipo de 4K Ultra HD.

Comparándola con versiones anteriores de Xbox One, a simple vista es de tamaño más reducido, con un diseño liso sin grandes características a destacar. Es un diseño muy sobrio, sencillo y al grano que refleja la intención de Microsoft con esta consola tras la debacle inicial que tuvieron con Xbox One. Xbox One X es una consola muy potente, sencilla y directa como su diseño nos hace ver.

vertical

En la cara frontal nos encontramos con un puerto USB 3.0, un pequeño botón para emparejar el mando y otro igual para extraer el disco de la bandeja de la unidad BluRay UHD. En la esquina derecha, el logotipo de Xbox hace veces de botón de encendido/apagado que emite una luz blanca al encenderse. La consola se puede poner tanto en vertical como en horizontal pero tened muy en cuenta que este cambio de posición debe hacerse con la consola apagada y sin ningún disco en la bandeja ya que puede dañarse.

DESAPARECE EL LADRILLO DE ALIMENTACIÓN EXTERNA


En la parte trasera, gran cantidad de puertos donde podemos enchufar 2 dispositivos USB 3.0, entrada y salida HDMI 2.0a, el conector del cable de corriente, puerto Ethernet RJ45 y el audio óptico. Una de las grandes diferencias en este modelo es que no hay el típico ladrillo de fuente de alimentación al que Microsoft nos tenía acostumbrados, y que no echo de menos para nada. Además de todo esto, incorpora un chip WiFi de banda dual 2,4/5Ghz para poder conectarnos de manera inalámbrica y Bluetooth para el mando y ciertos accesorios.

El mando que trae la consola es el último modelo del mando normal (no es el élite) donde se incluye conectividad por Bluetooth y un jack de 3,5mm además del puerto propietario de conexión de periféricos. Este mando siempre ha destacado por ser muy cómodo, ergonómico y con los mejores sticks y gatillos actualmente. Es un mando con el que puedes pasar muchas horas jugando sin ningún tipo de cansancio en las manos, que además puedes conectar al PC ya sea por cable o de manera inalámbrica usando el receptor USB que venden por separado.

back panel

¿Cómo se sitúa Xbox One X frente a su competidora directa PlayStation 4 Pro en especificaciones técnicas?

En esta tabla resumimos los aspectos principales de cada consola, para que os hagáis una rápida idea de las diferencias principales entre ambos sistemas.

Dimensiones299 x 59 x 239 mm295 x 55 x 327 mm
Peso3,8Kg3,2Kg
ColorNegroNegro
CPU2.3GHz x86 AMD Jaguar octa-core (custom)2.1GHz x86 AMD Jaguar octa-core
GPU6 teraflops (TFLOPS), 40 unidades de cómputo @ 1,172MHz4.2 teraflops (TFLOPS), 36 unidades de cómputo @ 911MHz
Memoria12GB GDDR5 RAM8GB GDDR5 RAM
Ancho de banda326GB/s218GB/s
Almacenamiento1TB 2.5"1TB 2.5"
Disco óptico4K UHD Blu-rayBlu-ray
4KSiSi
HDRSiSi
PuertosHDMI 2.0a in/out, 3x USB 3.0, S/PDIF, IRHDMI 2.0a, 3x USB 3.1, S/PDIF

Con Xbox One X nos encontramos con una consola que tiene casi un 50% más de potencia gráfica y RAM que PS4 Pro, y además trae un reproductor de Blu-ray UHD. Con estas especificaciones, la consola de Microsoft es sin duda la plataforma ideal para los juegos multi-plataforma en consola.

Aunque los números en la comparativa pueden dar a entender que la diferencia es enorme, no es tanto lo que luego nos encontramos en el mundo real. El rendimiento final de cada consola es responsabilidad de cuánta optimización quiere hacer cada desarrolladora, y ya sabemos que los juegos que salen en varias plataformas no suelen brillar por eso. Lo que nos estamos encontrando es que los juegos que salen para ambas, funcionan en general en PS4 Pro a resoluciones sub-4K de manera dinámica mientras que su contrapartida en Xbox One X suele ir a la resolución 4K completa (3840x2160p). A no ser que tengas el ojo muy fino o juegues en un monitor de PC 4K muy cerca del panel, raramente notarás la diferencia visual. Sigo esperando que algún estudio pueda sacar algo como lo que hacen Santa Mónica o Naughty Dog para PlayStation 4, exprimiendo hasta el último chip que trae el sistema para dejarnos boquiabiertos.

Si por el contrario piensas conectar Xbox One X a una pantalla 1080p, aunque no te beneficiarás de la resolución 4K, muchos juegos implementan mejoras como upscalinggráficos mejorados e incremento en la tasa de imágenes por segundo que bien merecen optar por el modelo X si no posees ya un PC gamer o una Xbox One todavía. 

EL SISTEMA OPERATIVO SIGUE SIENDO ALGO LENTO


Uno de los primeros contratiempos que me encontré es que Microsoft no permite cambiar el disco duro interno que trae la Xbox One X. Ya no tanto por el espacio, cosa que es importante ya que algunos juegos mejorados para la X llegan a ocupar 100GB por las texturas 4K, sino por el rendimiento que proporciona un disco mecánico. Cuando compré la PlayStation Pro lo primero que hice fue cambiar el disco mecánico de 1TB por un SSD de 750GB. Sony te permite hacer este cambio de manera muy sencilla y claro, el sistema operativo vuela. Esto es uno de los puntos que espero que Microsoft considere cambiar para la siguiente iteración ya que aunque la interfaz de Xbox One ha mejorado bastante, se sigue viendo lastrada por el disco mecánico y su necesidad de descargar mucho contenido de internet.

Por otro lado, Xbox One X permite que se le conecten discos duros externos USB 3.0 por lo que es muy fácil expandir la capacidad que viene por defecto. Si eres alguien que mueve mucho la consola de sitio, esto llega a ser incómodo, pero si habitualmente no la mueves es una muy buena forma de quitarle limitaciones al sistema. Cuando vayáis a hacer esto, considerad un SSHD o un SSD, ya que ambos reducen significativamente los tiempos de carga en los juegos.

Como una fuerte ventaja, igual que ocurría con la Xbox One original, la Xbox One X es muy silenciosa. Para mí es muy importante que mis dispositivos no hagan mucho ruido ya que me molesta bastante, cuando tengo que montarme un PC gasto muchas horas mirando cuál es el sistema de refrigeración más optimo con el menor ruido posible. Cuando juego a cosas como Horizon Zero Dawn o God of War a 4K en PlayStation 4 Pro la consola hace muchísimo ruido, al punto de tener que usar auriculares para que no me saque de quicio. Esto es algo que no ocurre en Xbox One X, el diseño de la consola es magnífico y se refrigera de forma que solo oyes un ligero soplido de fondo que desparece en cuanto tienes cualquier tipo de altavoz sonando a un volumen medio.


ui


Si eres jugador asiduo probablemente ya sepas que el catálogo de juegos exclusivos de Xbox es su punto más débil. Microsoft ha cancelado o retrasado varios de los juegos exclusivos que anunció en los últimos E3 y no tiene nada que le pueda hacer sombra a juegos como The Last of Us o God of War. Para suplir esas carencias, Microsoft ha puesto en marcha iniciativas como la retrocompatibilidad con Xbox 360 y la primera Xbox, y el reciente Game Pass. Con Game Pass los usuarios se pueden suscribir a un servicio al estilo Netflix, que por el precio de 9,99€ al mes da acceso a una biblioteca de casi 200 juegos repartidos entre Xbox One, Xbox 360 y la Xbox original.

GAME PASS ES UNA INICIATIVA EXCELENTE


Por si esto fuera poco, juegos first-party como Forza Horizon 4 cuando salga estará disponible el primer día para los suscriptores de este servicio. Echando un ojo al catálogo, el primer día creo que me instalé como 10 juegos fácilmente, Game Pass es sin duda una pasada para el jugador. Este anuncio en el pasado E3 hizo que la audiencia enloqueciera, y aún a día de hoy me sorprende que hayan dado ese paso. Estar suscrito a un servicio como Game Pass y poder disfrutar de los juegos exclusivos de la propia Microsoft el primer día, es impresionante.


Game Pass


No creáis que los juegos disponibles en este servicio son todos antiguos o de baja calidad, todo lo contrario. En Game Pass nos podemos encontrar cosas como la saga Gears of War completa, muchas de las entregas de Halo, los Tomb Raider de Xbox One, juegos recientes como Warhammer Vermintide 2 o juegazos como el recién añadido Doom de Bethesda. Cada mes se añaden varios títulos nuevos al catálogo y por si esto fuera poco se ofrecen descuentos adicionales si decides que quieres comprarlos de manera permanente.

Pros:

- Más potencia que nunca en un diseño sencillo y compacto.
- Fuente de alimentación interna, no más ladrillos externos.
- Extremadamente silenciosa.
- Dolby Atmos tanto para auriculares como para altavoces.
- Retrocompatibilidad con Xbox 360 y la Xbox original. 
- Game Pass es excelente.
- El mando de Xbox One sigue siendo el mejor de todos.

Contras:

- Catálogo aún muy reducido en cuestión de exclusivos, muy lejos de PlayStation 4.
- No poder cambiar el disco duro que trae de serie lastra muchísimo el rendimiento del sistema operativo.
- La falta de optimización de los juegos hace que aún no haya salido a la luz todo el potencial de Xbox One X.
- La más cara de todas las consolas actuales.

Xbox One X está disponible por el precio de 499€ en las tiendas. Yo tuve la suerte de encontrar una de segunda mano con 1 mes de vida por 350€ y me lancé a por ella de cabeza. Por el precio completo, sólo la recomendaría si no tienes PC, una Xbox anterior y tienes una TV 4K con HDR o te mueres de ganas por ver Blu-ray UHD. Si te decides por ella, tendrás una consola con un futuro prometedor, que te permite jugar a juegos de consolas Xbox anteriores y es el mejor sitio para los juegos multiplataforma.
Jaime González

Jaime González

Ingeniero T.Informático que hace Satélites, gamer desde los 8 años en todas las plataformas que existen. Presumo de tener el trofeo de platino de todos los Souls, soy fan de la tecnología, gadgets y cualquier cacharro que se encienda y permita jugar a videojuegos.
Si quieres contactar conmigo: Twitter | Facebook | Escríbeme

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.